Música onda

Música onda

Variedades

Carlos Cruz-Diez, representa el color y movimiento moderno

17/08/2018 | 10:02 am

Por: Saryelith Chacón


Carlos Cruz-Diez es uno de los más grandes artistas plásticos venezolanos, quien hoy está cumpliendo sus 95 años. La pasión que tiene por el arte cinético sigue vigente y lo ha hecho representante de Venezuela alrededor del mundo.

El artista, nace en Caracas el 17 de agosto de 1923 y desde pequeño ha sentido pasión por el color debido a la pequeña fábrica de botellas de su padre. Al estudiar en la Escuela de Bellas Artes de Caracas en 1940, empezó a trabajar como ilustrador y diseñador gráfico. En 1960, después de exponer en el MBA, cierra su taller en Caracas y se establece en París, donde permaneció un año; regresa a Caracas y monta un Estudio de Artes Visuales dedicado a las artes gráficas y el diseño industrial, sin dejar atrás sus investigaciones.

En 1979, un año antes de instalarse definitivamente en París con su familia, realizó su primer Couleur Additive y Physichromie. En 1989 se publica la primera edición de su libro Reflexión sobre el color, basado en sus diversas investigaciones plásticas vinculadas al estudio del color como una “realidad autónoma en continua mutación”.

Una de sus influencias ha sido su maestro, el escultor de arte cinético Alejandro Otero, así como también se inspira en los trabajos de Héctor Poleo y Francisco Narváez. Su obra se ha mantenido en colecciones permanentes en museos tales como: MOMA de Nueva York, el Tate Modern de Londres o el parisino Centre Georges Pompidou.

Su obra más emblemática es La cromointerferencia de color aditivo, creada para adornar el Aeropuerto Internacional Simón Bolívar en la ciudad costera de Maiquetía. El Museo de la Estampa y del Diseño Carlos Cruz Diez ubicado en Caracas, se inauguró en 1997 para exhibir sus obras y de otros artistas modernistas.